Ir al contenido principal

Un día con el diablo

Afortunado el que mantiene la fe cuando es tentado, porque recibirá el premio de la vida eterna que Dios ha prometido a los que lo aman. Santiago 1:12

Jesús tiene un destino y un propósito aquí en la Tierra, morir en la cruz por la maldad de cada hombre.

Los hombres y mujeres que han muerto a los deseos de la carne y han nacido de nuevo -regenerados- y que además, han recibido la revelación del propósito de Dios para su vida. A aquellos que poseen un propósito en Dios se les va a incitar -y de muchas formas y maneras- desde las más sutiles hasta las más violentas, para que dejen de obedecer los dichos que han salido de la boca de Dios y tomen la ruta de la satisfacción inmediata y temporal. Se trata de un esfuerzo continuado por descarrilarte de tu destino, seduciendo tu propia voluntad. La tentación, pone a prueba tu capacidad y voluntad de obedecer o desobedecer las declaraciones que salen de la boca de Dios; su Palabra. Es una incitación que tiene como objetivo despertar el deseo por algo agradable, pero dañino. Es la provocación -del adversario de Dios- para que peques y ceses de obedecer a tu Dios. Cuando alguien tenga una tentación, no diga que es tentado por Dios, pues a Dios no lo tienta la maldad ni tampoco él tienta a nadie. Uno es tentado cuando se deja llevar por un mal deseo que lo atrae y lo seduce. Santiago 1:13-14

Lo que si podría suceder, es que seamos llevados a un escenario donde sí seremos probados, tentados o atraídos. Puede tratarse de un árbol dentro del mismo jardín, o bien un lugar desolado y desierto. La palabra que en griego se traduce al español como tentación es ekpeirázo y significa probar completamente. La tentación se va a desarrollar a través de tres partes; la tentación, el tentador y el tentado.
En el Jardín del Edén, existe un árbol -el escenario de la tentación- que se llama el árbol del conocimiento del bien y del mal. Adán, el hombre hecho a imagen y semejanza de Dios, el tentado,  quien recibió instrucciones precisas para no comer del fruto de ese árbol. Pero, un día los humanos del jardín escucharon una voz distinta y escucharon atentamente a la serpiente, el tentador, era una incitación opuesta a lo que Dios les había dicho a ellos. Entonces la serpiente le dijo a la mujer: —Con seguridad no morirán. Incluso Dios sabe que cuando ustedes coman de ese árbol, comprenderán todo mejor; serán como dioses porque podrán diferenciar entre el bien y el mal. Génesis 3:4-5

Luego, el Espíritu llevó a Jesús al desierto para que fuera tentado por el diabloMateo 4:1
El evento anterior a este, fue un encuentro entre primos, esto ocurrió en el río Jordán. cuando Juan -hebreo Yohanan-  obedeciendo a la palabra de Jesús le sumergió en las aguas del río. Allí mismo observó como bajó el Espíritu de Dios aleteando sobre Jesús (hebreo: Yeshúa). Así que Jesús ha abandonado el río Jordán para entrar a un lugar desolado. Se acaban de cumplir 30 años desde el día en que Jesús nació en Belén. Ahora que cuenta con 30 años de edad, a Jesús le es permitido ser maestro en Israel (Rabí). ¿El ser maestro en Israel es el objetivo de vida, con esto se alcanza completamente el plan y propósito de Dios para su vida sobre la Tierra?
El otro personaje que aparece en este pasaje es uno al se llama "diablo". En el original griego se le llama diabállo y puede significar al menos dos cosas; la principal es acusar o acusador, pero además calumnia o calumniador. Sin abandonar el original griego, vamos a observar también la palabra que se utiliza para desierto, éremos. Pero, además significa lugar desolado. Uno, donde no hay nada ni nadie, es un espacio hostil para la vida del cuerpo humano. Si entendemos quién es Jesús, vale preguntarnos ¿Qué hace el Hijo del Dios todopoderoso en un lugar cómo este? ¿Para qué? Será probado sobre si ir o no ir a morir a la cruel cruz por una humanidad que no lo ama, ni le estima.

Después de no comer nada durante 40 días y 40 noches, Jesús tenía mucha hambre. Entonces el diablo vino para ponerlo a prueba y le dijo: —Si eres Hijo de Dios, diles a estas piedras que se conviertan en pan. Mateo 4:2-3
El número 40, en hebreo מ Arba'ím también conlleva la representación de tiempo de cambio, período de prueba, o bien, cambio de temporada. La Biblia menciona el número 40 al menos por 90 veces más. Noé experimentó 40 días y noches de lluvia, Israel fue desafiada por Goliat por 40 días, fueron los días que tomó preparar el cuerpo muerto de Jacob en Egipto, Moisés al interior de la nube; en la presencia de Dios sin comer ni beber, la duración del viaje de Elías hasta el monte de Dios, fueron los años que tardó Israel en cruzar el desierto y entrar en la tierra que se les prometió.
¿Cómo vivía Jesús antes de cumplir los 30 años? Jesús va a abandonar su vida familiar por su ministerio público de Rabí, y aun más allá, va a morir en la cruz para rescatar a los pecadores de la muerte eterna.
Sabemos por la Palabra de Dios, que Jesús es el hijo mayor de la familia que han formado José y María; que en esta familia también había más hijos; José, Jacobo, Simón y Judas. Su papá tenía como oficio la construcción y la carpintería, que la familia se dedicaba al mismo oficio. Es muy posible que el mayor de esta familia -Jesús- sea quien dirija el negocio familiar. No vivían en una ciudad con una gran población, ni en una zona de destacada importancia con roces con círculos en la política, ni en la vida religiosa. Se trataba de una región -en gran medida- menospreciada por los otros israelitas de su época. 
Natanael preguntó: —¿Acaso puede salir algo bueno de Nazaret? —Ven y lo verás —contestó Felipe. Juan 1:46

El hecho de pasar 40 días seguidos sin alimentos ni bebidas en el desierto, hace referencia directa a Moisés. Cuando él entró en la nube sobre el monte, donde Dios hace entrega de las dos tablas de la ley; con los 10 mandamientos. En ese "desolado desierto", no hay nada que pueda servir como alimento, al parecer las piedras abundan en la superficie de ese paisaje. Para comer algo se tendrá que acercar caminando hasta alguna comunidad, lo que implica un nuevo esfuerzo.
En este instante Jesús experimenta una sensación punzante de hambre, es una necesidad legitima y apremiante. Su cuerpo se ha debilitado, su carne ha menguado. Así que, el acusador le propone algo diferente. Que haga uso de sus poderes divinos como el Hijo de Dios. ¿Qué trae al Hijo del Dios todopoderoso hasta este desolado sitio? ¿Por qué estás experimentando limitaciones y privaciones de humano? Ya que tú eres el Hijo de Dios habla a unas piedras y se convertirán en pan. El adversario buscará descarrilar nuestro tren, busca sacarnos de nuestra ruta y destino, nos propondrá tomar el camino ancho por la puerta grande y fácil.

Jesús le contestó: — Las Escrituras dicen: No sólo de pan vivirá el hombre, sino de toda palabra pronunciada por Dios. Mateo 4:4
Jesús se fundamenta en los dichos que salen de la boca de Dios. Su sustento no se ancla en la comida del cuerpo. Yo soy lo que Dios dijo que soy, voy a ser aquello que Dios ha declarado que yo seré. Présteme un instante su atención, vea el original en griego que nos dice que debemos obedecer toda declaración que está saliendo de la boca de Dios. Escuchar y obedecer siempre son las claves para ser exitosos en nuestra relación con Dios. El error que "descarriló" al primer Adán en el jardín del Edén, fue justamente su mala interpretación de la obediencia; obedecer selectivamente, o solo en ocasiones especiales era suficiente. La obediencia a la Palabra de Dios solo puede ser total y completa. No funciona "medio obedecer".
Las palabras de Jesús: No sólo de pan vivirá el hombre, sino de toda palabra pronunciada por Dios. Expresan la victoria de su voluntad sobre los deseos legitimas de la carne, representa una victoria sobre su naturaleza humana.

Después el diablo llevó a Jesús a la ciudad de Jerusalén. Allí lo subió a la parte más alta del templo,  y le dijo: —Si en verdad eres el Hijo de Dios, tírate abajo, pues la Biblia dice: “Dios mandará a sus ángeles para que te cuiden. Ellos te sostendrán, para que no te lastimes los pies contra ninguna piedra.Mateo 4:5-6

Jesús ha demostrado su identidad de Hijo de Dios y ha expresado su total subordinación y obediencia a los dichos que salen de la boca de Dios; su Palabra. ¿Tienes dudas sobre tu identidad en Dios? La siguiente trampa se va a sustentar sobre estas dos verdades. El tentador le propone a Jesús tentar, validar o verificar que la Biblia es en realidad la Palabra de Dios o no. Así que, toma una porción de la Palabra de Dios; misma que conoce, pero a la que no se somete. ¿Te resulta conocido esto, conoces personas que saben la Palabra de Dios pero no la obedecen? El tentador tomó una porción del Salmos 91: 11-12 y lo citó. Pero, lo ha sacado de contexto; no es para ese tiempo, ni para ese escenario que fue dicho. Se trata de un pasaje que se cumplirá en la cruz, el día de la Pascua. El tentador, le invita a saltar hasta los patios del templo, a una gran explanada lo que puede sonar a practicar suicidio. Pero, además busca que al "bajar desde el cielo al templo" todos los visitantes y autoridades del templo le vean bajar y le reconozcan instantáneamente como su mesías y rey. Esta es una ruta fácil, un falso refugio, un camino corto y sin sufrimiento, ni dolor, sin muerte en la cruz y sin redención para los humanos. Serás casi todo lo que deseas ser, pero mucho más rápido. Jesús le contestó: —La Biblia también dice: “Nunca trates de hacer caer a tu Dios en una trampa”. Mateo 4: 7
Una vez más, Jesús acude a su fundamento, a los dichos de la boca de Dios. Cita Deuteronomio 6:15-16
Nuestro Dios es el Dios de Israel, y siempre los acompañará. Pero no traten de ponerlo a prueba, como lo hicieron en Masá. Nuestro Dios es un Dios celoso y, si ustedes adoran a otros dioses, se enojará tanto que los destruirá por completo.

El golpe final vendrá en la forma de una nueva oferta casi perfecta. Debes tener claro el sistema de adoración que Dios mismo ha establecido. De lo contrario serás fácilmente llevado cautivo bajo los argumentos del tentador: Por último, el diablo llevó a Jesús a una montaña muy alta. Desde allí podían verse los países más ricos y poderosos del mundo. El diablo le dijo: —Todos estos países serán tuyos, si te arrodillas delante de mí y me adoras. Mateo 4:8

¿A quién debo adorar? ¿Quién es el único merecedor de mi adoración? Al vendedor ocasional de reinos prósperos o al Padre que es el legitimo dueño de la tierra que tiene por estrado de sus pies y creador del universo, aquel que finalmente me lo dará todo de forma absolutamente legitima y ante una multitud de testigos dignos. Probablemente, algunos lo hubiéramos pensado por unos segundos más antes de responder. Hubiéramos estimado el costo-beneficio, el margen de ganancia, el costo de oportunidad, en fin. Obedecer a Dios a veces no es tan sencillo, ni fácil.
Lo mejor será no racionalizar, ni valorar como viable sus ofertas de fin de temporada. El tentador está desesperado pues su final está cerca, su destino ya está definido. Sabe bien que finalmente terminará en el infierno. Que no habrá rebajas, que no habrá negociación previa de condena. Pero, si tú le escuchas sus argumentos (fortalezas) y decides obedecer su propuesta te va a llevar como su compañía eterna hasta su destino final.
Sus ofertas, sus tentaciones producen alta satisfacción a corto plazo, profundo vacío a mediano plazo y muerte a largo plazo. Te meterá en una prisión donde repetirás una y otra vez ciclos viciosos, con subidas y bajadas emocionales.
Jesús le respondió: —Vete de aquí, Satanás, porque la Biblia dice: Adoren a Dios y obedézcanlo sólo a él”. Entonces el diablo se fue, y unos ángeles vinieron a servir a Jesús. Mateo 4:10-11

Desde mucho antes de la creación de Adán, Lucifer anhela recibir la adoración de todos los habitantes del cielo, deseó construir su trono sobre el trono del Eterno. Dirigió un asalto al trono de Dios y perdió, fue vencido y expulsado. Y los ángeles que tristemente le creyeron se fueron con él en su condena. La falla mortal del primer Adán fue desobedecer a los dichos que salen de la boca de Dios. El éxito del segundo Adán, está en someterse voluntariamente a Dios y sus dichos, y aprender a obedecer a cualquier precio. Obedecer no es sencillo, no es fácil, nos va a demandar un costo, tiene un precio. Pero, hay más de un premio a cambio. Es más, creo que nada vale la pena comparado con el invaluable bien de conocer a Jesucristo, mi Señor. Por Cristo he abandonado todo lo que creía haber alcanzado. Ahora considero que todo aquello era basura con tal de lograr a Cristo. Filipenses 4:6
Existe una increíble oportunidad y privilegio para servir a Jesús aquí en la tierra, es para unos pocos valientes. El cielo cuenta con millones y millones de multitudes de ángeles prestos y dispuestos a obedecer sus dichos y servirle en el instante. Obedecer voluntariamente y ser su fiel servidor aquí en la Tierra, será cada vez un increíble honor y un enorme privilegio.

Por eso, obedezcan a Dios. Háganle frente al diablo, y él huirá de ustedes. Santiago 4:7

Comentarios

Entradas populares de este blog

Abriendo los ojos del entendimiento

Lo inextricable trata de problemas, dudas que son muy enmarañados, intrincados y confusos por ello nos resulta difícil de resolver. Vivir sin comprender, tiene que ver con un entendimiento que posee límites. En el diccionario de la RAE dice que es aquello que no se puede desenredar, muy intrincado y confuso. Viene del latín inextricabilis ; aquello que no se puede desenredar. ¿Por qué hay algunas cosas  que  no logramos  entender claramente? " También le pido a Dios que les haga comprender con claridad el gran valor de la esperanza a la que han sido llamados, y de la salvación que él ha dado a los que son suyos. Pido también que entiendan bien el gran poder con que Dios nos ayuda en todo. El poder de Dios no tiene límites; con ese mismo poder. "  Efesios 1:18,19 Bien podemos organizar al ser humano en 3 grupos:  Hombre natural . Su espíritu está muerto y desconectado de Dios.  Hombre espiritual . Está alineado al cielo.  Hombre carnal . Está a medias, a vece

Eliminar la amargura

¿Qué sucede en nuestro interior cuando ponemos en pausa la acción de perdonar, cuando no perdonamos y le damos hogar al rencor? ¿Alguna vez has colocado en tu boca algo con sabor amargo y que afecta radicalmente el sabor de todo lo que tratas de comer después? No pierdas de vista lo que produce una sustancia amarga en tu boca. ¿Habrá algo que podamos hacer para quitar esa toxica percepción de nuestro sentido del gusto? Traten de vivir en paz con todos, y de obedecer a Dios; porque si no lo hacen, jamás lo verán cara a cara. No dejen que nadie se aleje del amor de Dios. Tampoco permitan que nadie cause problemas en el grupo, porque eso les haría daño; ¡sería como una planta amarga, que los envenenaría!    Hebreos 12: 14-15 Esfuérzate  por vivir en paz, no te alejes del amor de Dios. No dejen crecer plantas venenosas en medio de ustedes.  De una u otra manera todos y cada uno de nosotros hemos sido víctimas de golpes y de heridas sufridas desde nuestro entorno exterior. Algun

Sanidad "Sozo"

¿Estoy disfrutando realmente, de la medida plena y abundante que Dios a previsto compartir conmigo? ¿Será que hay un paso más que debo avanzar en mi relación con mi Dios? Existe un especial interés de parte de Dios en devolver a sus hijos la salud plena. Se trata de cómo puedo vivir con salud física en mi cuerpo, salud en mi alma; mente y emociones, e incluida la salud en mi espíritu. Se puede entender que la buena voluntad de nuestro Padre es que seamos  salvos, sanos y libres . ¿Si en realidad tú crees que hay algo más para ti, continua leyendo? Sṓzō - σῴζω-  es una palabra griega que es frecuentemente utilizada por Jesús durante su ministerio público, esta a su vez deriva de una raíz  indoeuropea   "estar sano, y con buena salud".   Se puede entender como ser o estar pleno, ser completo, o ser íntegro. Ha sido citada 110 veces en los evangelios y otras cartas donde su significado también es salvar, sanar, y liberar (rescatar) . Incluye también protección, defensa, b